viernes, 23 de marzo de 2012

No Pido Mucho.

No pido mucho:
Sólo una banquita en un parque,
Una mano que busque la mía,
Una carcajada en el momento.

Unos ojos dónde confiar
Una palabra que todo lo cure
Unos pasos caminando a mi lado,
Queriendo andar.

Un poco de tiempo,
Un silencio con sol,
Una lluvia que limpie...

Pido un baile que dure,
Un pajarito que me levante
Un pedacito de cielo entre las nubes.

Un beso robado lento
Un dulce "lo siento"
Unos brazos fuertes
Que me lleven a volar!

Yo no pido mucho.
Pero si igual es mucho,
Al menos dame la banquita en el parque;

Ahí cerraré mis ojos
Y con mis anhelos,
Me iré sonriendo en el barquito rosado de mi lago quieto.

                                      
                                   Bosque de Chapultepec,
                                   D.F. 07/12/2011

4 comentarios:

  1. Hermosas palabras. El amor sólo necesita simpleza para ser expresado. A veces ni siquiera le hacen falta palabras para aparecerse y jugar con este curso, que se mueve como queriendo apurar a los sentimientos. Después de leer esto no me queda mas que sentarme en esa banquetica y soñar conque esa simpleza algún día también llegará a mi vida...

    ResponderEliminar
  2. Gracias por ese regalito tan sencillo y lleno de ternura. Exigir bastante de si mismo y no pedir demasiado a la vida es la esencia de la felicidad.

    Au plaisir de continuer à te lire...

    ResponderEliminar
  3. A veces, cuando tenemos la dicha de ver cumplidos nuestros más recónditos y/o pequeños anhelos, la misma felicidad nos priva de los cinco sentidos para que no podamos disfrutar de esos momentos. Por aquella causa siempre nos muerde el alma la necesidad. Buen texto, La Muela.

    ResponderEliminar